Agricultura orgánica

Seguimos el camino del desaprender las formas de la agricultura industrial, para promover el cambio en la alimentación y en la nutrición. Estamos seguros de que este cambio hará también posible una transformación profunda en la sociedad. Nuestro maestro es Jairo Restrepo Rivera.

Abonos orgánicos, biofertilizantes, construcción de suelo

Shungo Tola prepara sus propios abonos, caldos minerales y vegetales para  acelerar el proceso que a la Tierra le toma muchos años: la creación de suelo.

Fabricamos constantemente bocashi o abono orgánico fermentado, EM microorganismos eficientes, super fertilizantes con harina de rocas, silicio, harina de huesos, carbón activado. Empleamos fungicidas naturales con cal, bicarbonato, ceniza, azufre, y purines de hortiga, caballo chupa, ajenjo, ajo, todos compuestos inocuos al ser manipulados y entregados a la tierra.

Asociación de cultivos

Sabemos que el suelo necesita variedad para desarrollar todo su potencial. Los monocultivos agotan la tierra, producen plantas débiles y poco resistentes a las plagas, por eso fomentamos cultivos asociados que caracterizaron las siembras y cosechas en la chakra andina. Usamos plantas medicinales y aromáticas para alejar insectos y plagas, incluimos flores polinizadoras de acuerdo a las necesidades de cada cultivo principal.

Camas intensivas de siembra con cobertura vegetal – mulch

Preparamos camas de siembra intensiva que no requieren que se mueva el suelo. Cada vez que las máquinas de la industria agroquímica levantan la tierra esta se compacta, pierde nutrientes, oxígeno, carbono. El sistema de labranza cero permite regenerar la tierra añadiendo materia orgánica constantemente como abundante mulch o cobertura vegetal. Un suelo siempre cubierto ahorra hasta un 40% de riego y se convierte en el hogar de microorganismos constructores de vida para las plantas.

Bosque comestible

En la finca Shungo Tola todo se puede comer, sirve como medicina y alimento. Tenemos y cuidamos un bosque de arbustos y árboles frutales tanto nativos como introducidos como aguacate, naranja, lima, toronja, mandarina, limón, chirimoya, cereza, tomate de árbol, durazno, manzana, papaya, mango, claudia, chihualcán, porotón, plátano, naranjilla, uvilla, níspero, granadilla, maracuyá, taxo, tzímbalo, entre otros.

Banco de semillas

Todas las siembras parten de semillas orgánicas cultivadas en nuestro invernadero o adquiridas con Guardianes de Semillas de cuya red formamos parte. Tenemos un banco de semillas de vegetales como tomate en distintas variedades, lechugas diversas, rúcula, cebolla, zanahoria, rábano, nabo chino, col de brucelas, coliflor, zambo, zapallo, calabacines de varios tipos, alcachofa, acelga, frejol, arveja, berenjena, espárragos, maíz, entre otros. Nuestras plantas se adaptan a climas templados de la sierra y son resistentes a plagas comunes de los sembríos industriales.

Tenemos semillas de algunas plantas de interés nutricional como stevia, hierba maggi, mostaza, tomate verde mexicano, chile serrano, entre otras.